Charla-Coloquio 

con Isabel Sancho

Breve memoria sobre lo conseguido por las mujeres en la revolución femenina del siglo XX.

Y, a su luz, breve reflexión de lo por conseguir.

Se trata de hacer memoria de lo que se ha alcanzado en el siglo pasado durante el cambio de la situación personal y social de la mujer. A pesar de la rapidez de la expansión de esta revolución queda mucho por pensar, por prever y por organizar para que tal revolución sea fructífera y no se deje en el camino: la humanidad, la generosidad, la compasión y la fuerza del amor ejercidas tradicionalmente por las mujeres en su actividad de sostenimiento de la vida allá donde estuvieron.

En esa carrera del siglo XX en pos de su libertad parece que las mujeres han dejado atrás la atención a sí mismas requerida para hacerse cargo y entender el gran cambio que están protagonizando que, se vea o no, se quiera o no, es o tiene que ser también interior y espiritual. Sí, el espíritu femenino que anima el entramado de acciones y actividad que ha constituido el soporte en forma de fe y esperanza para sufrir y gozar de la vida, siempre desde una piedad en la que triunfa sobre cualquier otra cosa la humanización de la vida.

Respecto a la reflexión necesaria en el momento que estamos, podríamos considerar primordial la meditación de las mujeres sobre su ser (la mujer no se conoce a sí misma) pero su conocimiento tiene que constituir el fundamento de cualquier actividad femenina consciente. Al par que una apoyatura exterior u organizativa necesaria para integrar la transformación adquirida en otra forma de vida en la que estamos entrando.

En la situación que nos ocupa es imprescindible la aportación de los varones. Es decir, lo que ellos estén dispuestos a comprender reflexivamente de este cambio que parece, sólo parece, que merma sus privilegios, así como el grado de generosidad que estén también dispuestos a aportar. El cerco que se

levantó allá en el Paraíso contra las mujeres debe empezar a derribarse conociendo interpretando y comprendiendo las deformaciones y castigos a los que nos condenó nuestra civilización.

Quizás para un futuro no muy lejano, siendo la evolución de la historia imprevisible, podríamos preguntar: ¿Será posible la evolución de las mujeres conservando las grandes virtudes fraguadas y acumuladas en su marcha secular? ¿Serán conscientes de la importancia de “definirse”? ¿Será posible

todavía el cerco de la opinión masculina según el cual las mujeres son “vistas como seres apetecibles sexualmente, pero renunciando al conocimiento de su persona? Una tarea común nos espera a hombres y mujeres para atender e inventar las nuevas formas de vida que están ya en el horizonte. Sin duda, la vida se enriquecerá con el doble de inteligencia, el doble de esfuerzo, el doble de generosidad, el doble de creación en la tarea que nos espera…..

Isabel Sancho

Isabel Sancho

Catedrática de Filosofía de Segunda Enseñanza

Licenciada en Ciencias Químicas y Doctora en Filosofía.

Directora de la Universidad de Verano del Zambuch (Pedralba, Valencia) durante veinticinco años.

Autora de:

-Marianne y Max Weber: Voluntad y destino.  ed. Universidad Politécnica de Valencia.

-Hanna Arendt. En Busca de la Condición Humana. ed. Alfons el Magnànim

-El libro de las Estatuas (varios autores): “Platón”. ed. Universidad Politécnica de Valencia

-Desde el balcón de la Vida, biografía esencial femenina. ed. Plaza y Valdés.

6

MARZO

 

horario

19h

precio

gratuito

Sadhana Valencia

c/ Alginet #5

963600964  //  677419511

sadhanavalencia@gmail.com

Pin It on Pinterest